May 27, 2022

Como ya lo hiciera con Alba, la serie protagonizada por Elena Rivera basada en la telenovela turca Fatmagül y actualmente emitida en Antena 3, Atresplayer Premium se lanza a un remake de un éxito turco, Anne, que a su vez procede de una serie japonesa, Mother. Esta vez, Heridas constará de 13 episodios que intentarán elevar el nivel de producción de lo que supone una serie diaria.

Protagonizado por un mayoritario elenco femenino liderado por Adriana Ugarte, María León y la pequeña Cossete Silguero, la serie se centra en la vida de Manuela (Ugarte), una joven científica que huye de su pasado y que establece un vínculo con Alba (Silguero), una niña desatendida por su madre (León) que vive en una situación de precariedad.

El primer capítulo de Heridas sienta las bases de lo que será el resto de la trama y, aunque tiene buena pinta, solo los futuros episodios dirán si se convierte en un buen producto para recordar o en un thriller dramático más. Te contamos nuestro análisis del primer episodio que, cuidado, CONTIENE SPOILERS.Cuando el pasado y el presente no dejan dormir

Una familia (presuntamente adoptiva) a la que Manuela no quiere ver y un pasado por el que se alejó de su hogar y viajó por diferentes países del mundo estudiando el comportamiento de las aves migratorias hasta instalarse temporalmente en una cabaña en medio de los humedales andaluces. No hace falta rascar mucho para ver que la joven aún sufre y se siente perdida y que por ello se siente inevitablemente protectora de la pequeña Alba, quien a su vez, pese a ser una niña feliz y risueña, no deja de padecer una terrible situación en su casa.

El primer capítulo aborda el sufrimiento de ambas y en concreto el de la niña mostrando (no explícitamente, pero sí con el suficiente horror) las vejaciones a las que es sometida en casa por parte de su madre y el novio de esta (un estupendo Javier Collado). Tampoco pasa por alto que esta madre, Yolanda, también padece lo suyo con una hija a la que no es capaz de cuidar, una pareja a la que teme y un trabajo nocturno como bailarina de pole dance por pura supervivencia.

Si es verdad que Heridas, al ser una adaptación de una telenovela turca, se expresa con los tintes melodramáticos que caracterizan a las mismas y no carece de esa intensidad, también muestra la sobriedad y realismo que caracterizan a series de thriller españolas como El inocente, Hierro o Mar de plástico, convirtiéndose en un producto con bastante potencial.Un elenco con química

El trabajo con los actores jóvenes es, a veces, complicado, pero en Heridas se muestra desde el minuto uno cómo Cossete Silguero se desenvuelve con naturalidad ante la cámara, tanto en las situaciones más cercanas con Ugarte como en las más complicadas con León o Collado. HeridasCinemanía

Esta química también se extiende a las escenas protagonizadas por Adriana Ugarte y Xoan Fornéas, quien interpreta a Fabio, un periodista que acude a los humedales para hacer un reportaje sobre las aves que Manuela estudia. No está de más recalcar que la actriz, pese a tenernos acostumbradosa este tipo de personajes, realiza un trabajo, una vez más, impecable.

El resto del elenco lo completan Fátima Baeza, Sonia Almarcha, Iván Marcos, Pau Durá o Elisabet Gelabert, entre otros. La serie está dirigida por Tito López Amado (La cocinera de Castamar, Hernán) y Juanma Pachón (Señor, dame paciencia, Hospital Valle Norte).Crueldad y moralismo

Como ya lo hicieran otras ficciones españolas, Heridas aborda el maltrato infantil y la violencia machista, temas inhumanos y, por desgracia, de rabiosa actualidad en todo el mundo y concretamente en nuestro país. Además, esta vez vemos desde su primer capítulo el secuestro de un menor que, por mucho que esté llevado a cabo por la protagonista y en base a una injusticia, no deja de ser un acto ilegal.HeridasCinemanía

Sin embargo, la ficción, aunque se narre desde el punto de vista de Manuela, no cae en moralismos ni justifica los actos de esta, pues también nos muestra la crueldad y rapidez con la que ejecuta su plan, su propio egoísmo y enajenación al poder haber hecho las cosas de otra forma y las consecuencias que todo tiene en la madre de la niña y en el pueblo, devastado por la noticia.

Como ya señalan los avances, los medios de comunicación (con Fabio a la cabeza) tendrán un papel clave en el desarrollo de los capítulos, algo que no deja de ser una crítica a diferentes casos reales de desapariciones de niños y mujeres jóvenes en España y a su posterior tratamiento sensacionalista por parte de algunos de ellos.

Heridas se inicia con la premisa que suele ser la resolución de muchas ficciones de suspense dramático: el fingimiento de la propia muerte para escapar y empezar una nueva vida. Partiendo de este punto y después de un primer capítulo que logra mantener la atención y el misterio, desde luego merece una oportunidad. 

Habrá que ver a dónde nos lleva esta combinación de telenovela turca y thriller de suspense español para comprobar si Manuela y Alba logran recomponer, pese a las desavenencias del camino, sus propias heridas.

Leave a Reply

Your email address will not be published.