May 27, 2022

El cine de aventuras vivió un pequeño boom en Hollywood tras el estreno de  ‘En busca del arca perdida’. Entre los muchos que intentaron beber del éxito de Indiana Jones, ‘Tras el corazón verde’ probablemente sea la película más destacada que se estrenó durante los años 80. Su éxito fue tal que apenas un año después llegó su secuela ‘La joya del Nilo’, pero, aunque se llegó a hablar en diferentes etapas de una posible tercera entrega, la saga nunca pasó de ahí.

Ahora Hollywood ha bebido de forma clara de la película dirigida en 1984 por Robert Zemeckis para dar forma a ‘La ciudad perdida’, un vehículo para el lucimiento de Sandra Bullock y Channing Tatum que este miércoles 13 de abril llega a los cines españoles. Lo hace con la intensión de hacer pasar un buen rato al espectador, y lo consigue pese a que tampoco sea especialmente memorable.Una mezcla de géneros con predilección por la comedia

‘La ciudad perdida’ juega a mezclar comedia, aventura y romance, un cóctel que no hemos visto demasiado últimamente, por lo que, al menos a priori, siempre se agradece algo así. Dicho esto, el orden que he elegido para ordenarlos no es casualidad, ya que ese es exactamente su orden de importancia. Ante todo es una comedia, en la cual la aventura tiene una fuerte presencia, mientras que lo romántico queda relegado al último lugar.

De hecho, eso es algo que se percibe desde su divertido prólogo con la protagonista teniendo serios problemas para acabar su nueva novela. Ese juego con la ficción dentro de la ficción es de lo más simpático y además sirve para situar al espectador dentro de la dinámica por la que pasa actualmente el personaje interpretado por Bullock.

El primer acto sirve para organizar con brío y eficacia todos los elementos alrededor de ella antes de embarcarla en una aventura similar a la de sus libros. Es hasta entonces cuando ‘La ciudad perdida’ recuerda más a ‘Tras el corazón verde’, una sensación que nunca desaparece pero sí que se atenúa un poco según van sucediéndose los acontecimientos planteados por el guion de Oren Uziel, Dana Fox, Adam Nee y Aaron Nee, estos dos últimos también directores.

Una de las grandes desviaciones es el personaje masculino principal, ya que ‘La ciudad perdida’ convierte a Tatum en un pobre desgraciado que no sabe muy bien a lo que se enfrenta. Para ello incluso juega con brillantez introduciendo a un hilarante Brad Pitt, lo mejor de la función con mucha diferencia, a modo de contraste, siendo en esos minutos cuando la película se muestra más atrevida en lo que puede y no puede hacer.

A su https://www.gccpmusic.com/profile/les-animaux-fantastiques-3-dumbledore-film-vostfr-streaming-vo/profile manera podría decirse que sí hay un paralelismo evidente entre Kathleen Turner en ‘Tras el corazón verde’ y Bullock aquí, mientras que el personaje de Michael Douglas no tiene un equivalente tan claro en la película que nos ocupa. Eso lleva a que la dinámica entre los protagonistas de ‘La ciudad perdida’ sea diferente y se centre más en lo improbable que resulta que consigan enfrentarse a los elementos cuando en condiciones normales deberían ser atrapados a las primeras de cambio.Funcional y cumplidora

Eso es lo que lleva a ‘La ciudad perdida’ a que lo cómico esté en primer plano durante fácilmente los dos primeros tercios de metraje, hasta el punto de que el peculiar villano interpretado por Daniel Radcliffe llega a dar la sensación de ser un pobre mequetrefe en lugar de una serie amenaza a tener en consideración.

La gran https://www.gccpmusic.com/profile/les-animaux-fantastiques-2-film-vostfr-streaming-vo/profile consecuencia de todo esto es que ‘La ciudad perdida’ tiende a apoyarse sobremanera en la química entre Bullock y Tatum. Aquí no importa tanto el componente visual de la aventura, donde los hermanos Nee se muestran competentes pero sin ofrecer ninguna escena o plano particularmente destacable por esa vía, como que todo tenga la suficiente agilidad y ligereza para que el espectador compre lo que va sucediendo.

En su contra juega que quizá sea un poco larga de más para lo que propone. No es que haya nada en concreto que desentone de forma negativa, pero quizá se podría haber aligerado un poco más las peripecias de los dos protagonistas o eliminado toda la parte de su agente más allá del arranque.

Con todo, nada resta realmente, pero llega un momento en el que el ritmo se resiente un poco, siendo una pena que justo suceda cuando ‘La ciudad perdida’ debería poner toda la carne en el asador. Lo que sí es una pena es que acabe conformándose con no salirse del molde o de la fórmula de sus predecesoras, pero como tal es bien disfrutable.En resumidas cuentas

‘La ciudad perdida’ no es una gran película, pero sí es un pasatiempo satisfactorio al servicio del talento y la química de Bullock y Tatum, quienes cumplen con holgura. Sin embargo, es Brad Pitt quien se roba la función con un pequeño papel que es lo único realmente inolvidable de esta obvia heredera de ‘Tras el corazón verde’.

Leave a Reply

Your email address will not be published.