May 27, 2022

Exprimir el atractivo de una franquicia con 21 años de antigüedad en el cine ha acabado siendo el menor de los problemas para Animales fantásticos. El spin-off de Harry Potter protagonizado por Eddie Redmayne, que acaba de estrenar su tercera entrega Los secretos de Dumbledore, podría llegar a un final prematuro debido a sus recaudaciones decepcionantes y, sobre todo, a una acumulación de escándalos y mala prensa. 

Según Variety, la nueva piedra en el camino de Animales fantásticos atiende por Ezra Miller. El arresto del actor en Hawai le ha dejado fuera de la gira promocional de la película, y la decisión por parte de Warner de ponerle en cuarentena mediática (dada su creciente fama de incontrolable) vuelve dudosa su continuidad en la franquicia. 

El caso de Miller se suma a los efectos de la controversia sobre Johnny Depp, actor que fue expulsado de la franquicia tras perder un juicio por difamación contra el tabloide británico The Sun, que le había tildado de “maltratador” a cuenta de las acusaciones de su ex Amber Heard. 

Si bien Depp ha sido reemplazado por Mads Mikkelsen, su expulsión supuso un duro golpe para la imagen pública de Animales fantásticos. Una expulsión que, además, tuvo lugar mientras el rodaje de la última película se encontraba suspendido, en parte debido a la pandemia de coronavirus, en parte debido a que la pobre acogida a su predecesora Los crímenes de Grindelwald convenció a Warner de que debía replantearse la saga. 

Y, si bien el regreso del guionista Steve Kloves (responsable literario de las películas de Harry Potter) parece haber aliviado este estancamiento creativo, el serial tiene otro problema llamado J. K. Rowling: la transfobia de la escritora inglesa, cada vez más evidente, ha convertido en hostilidad la adoración de parte de su público, con el consiguiente problema de relaciones públicas para el estudio. 

De momento, aunque hizo acto de presencia en la premiere de Los secretos de Dumbledore, Rowling apenas se ha implicado en la promoción del filme. Y sus malas relaciones con la actriz Katherine Waterston podrían haberle costado a esta su rol en el serial, aunque esto también podría haberse debido a que la bruja Tina Goldstein, su personaje, no había logrado conquistar al público. 

Añadamos a todo esto, por si fuera poco, que Warner ha despedido a Ann Sarnoff, la productora que supervisaba el universo Harry Potter de cine. Ahora, los máximos responsables de la franquicia son el presidente de Warner Bros. Pictures, Toby Emmerich, y la presidenta de producción y desarrollo, Courtenay Valenti. 

Debido a esta acumulación de embrollos, los actores de Animales fantásticos (empezando por el propio Eddie Redmayne) se muestran reticentes a embarcarse en tareas promocionales, ya que los posibles cuestionarios de los periodistas podrían plantear temas  incómodos relacionados con Johnny Depp, Ezra Miller o J. K. Rowling. 

Aunque dejemos a la prensa aparte, aún nos queda el factor que realmente preocupa al estudio: las cifras. Las películas de Animales fantásticos son caras, y sus resultados financieros están siendo decepcionantes. De momento, Los crímenes de Grindelwald tiene el dudoso honor de ser la película con menos recaudación de la saga Harry Potter en su conjunto, con ‘solo’ 650 millones de dólares en el mercado internacional, un 20% menos que su predecesora. 

A esto hay que sumar el problema de la censura en países como China (donde Los secretos de Dumbledore se ha estrenado en una versión cortada) o las monarquías del Golfo Pérsico, debido a la importancia en su trama del romance entre Dumbledore (Jude Law) y el villano. Algo importantísimo, si tenemos en cuenta que el 75% del beneficio proporcionado por estos filmes depende de su taquilla internacional.

¿A dónde nos lleva todo esto? Pues a un futuro dudoso, cuanto menos. Por ahora, la cuarta entrega de Animales fantásticos no tiene guion, y Variety especula sobre la posibilidad de que Warner decida suspender esta saga para, en cambio, adaptar Harry Potter y el legado maldito, la obra teatral con la que Rowling prolongó las aventuras de sus personajes originales. 

De momento, Chris Columbus (el director que firmó las dos primeras aventuras del ‘Chico que Sobrevivió’ en cine) se ha mostrado a favor de rodar la adaptación de El legado maldito. Y, a falta de que Daniel Radcliffe, Emma Watson y Rupert Grint se muestren dispuestos a dar el sí, también hay que contar con esa serie televisiva sobre el mundo mágico que está en preparación para HBO Max. 

A falta de poderes precognitivos para adivinar el futuro de la franquicia, Variety cita declaraciones del analista de taquilla Jeff Bock. Según este experto, Warner esperaba que los spin-off de Harry Potter fueran su equivalente a Star Wars, pero no está funcionando ni de lejos con esa rentabilidad. 

“La única forma de devolver Harry Potter al primer plano es volver a los personajes originales”, sentencia Bock. “Ahí es donde está el dinero”. ¿Será demasiado tarde para esta vuelta atrás? 

¿Quieres estar a la última de todas las novedades de cine y series? Apúntate a nuestra newsletter.

Leave a Reply

Your email address will not be published.