May 24, 2022

“La familia Bélier”, la película francesa que inspiró a la última ganadora del Oscar. Informe de Santiago García.

Cuando CODA llegó a las salas de cine en el año 2021 muchos espectadores recordaron una comedia francesa realizada siete años atrás: La familia Bélier. En el recuerdo todos la consideraban una buena película y se sorprendían por una remake tan cercana. Pero la historia no terminó allí. Pasaron los meses y CODA comenzó a ganar premios. Estando disponible en Prime Video, la película sumó a su trayectoria tres nominaciones al Oscar: mejor película, mejor guión adaptado y mejor actor secundario, Troy Kotsur. Y finalmente logró ganar los tres premios, por lo que se aseguró un lugar en la historia de los premios, al mismo tiempo que volvió a generarse interés por La familia Bélier.

La película francesa transcurre en la campiña francesa. Paula (interpretada por la cantante y actriz Louane Emera) es una adolescente que vive con su familia, los propietarios de una granja. Sus padres (Karin Viard y François Damiens) y su hermano (Luca Gelberg) son sordos, por lo cual Paula suele ser la intérprete con el resto de la gente y la que se dedica a tratar con los clientes cuando van a la feria a vender los productos de la granja.

“La familia Bélier” es una película francesa estrenada en 2014. (Vértigo Films)

Un día, siguiendo los pasos de un chico que le gusta, Paula se anota en el coro de la escuela. El profesor de música, Fabien Thomasson (Eric Elmosnino), descubre rápidamente que tiene un talento fuera de lo común para cantar. Paula se apasiona con esta puerta que se abre frente a sí, pero al mismo tiempo, iniciar ese nuevo camino significa alejarse de los designios familiares. Como se ve, CODA respetó la estructura central de esta película, realizando algunos cambios menores pero efectivos. En algún aspecto, la versión norteamericana intenta evitar situaciones en exceso inverosímiles o que desvían del tema central.”CODA” se puede ver actualmente en Prime Video. (Diamond Films)

La familia Bélier tuvo éxito en Francia tal vez por el mismo motivo que CODAse ganó el favor del público y de los premios en Estados Unidos. Su historia es universal y trata de temas de los que nadie está ajeno. En medio de toda clase de films en la actualidad, estos títulos se acercan a la familia, con lo bueno y lo malo que esta conlleva. Pero hay un dato no menor, la versión francesa no fue tomada como una película digna de premios y generó, de algún modo, algo de controversia.

“La familia Bélier”, al igual que “CODA”, tienen como eje central las relaciones entre padres e hijos, y el salir del nido. (Vértigo Films)

Quienes no hayan visto CODA tal vez no entiendan el motivo, pero al ver La familia Bélier algo falla con los que interpretan a los padres de la protagonista. Es evidente que están sobreactuando y que fuerzan la comedia con una gestualidad desaforada. Pues bien, la verdad es que no son sordos y debieron aprender el lenguaje de señas para la película. Como quien habla un idioma que no entiende, ambos resultan poco creíbles, incluso para los que no hablan lenguaje de señas. En Francia la comunidad de sordos no pudo tolerar lo hecho, y expresó su disgusto por lo que consideraban una versión exagerada de la comunicación de los sordos. Solo el hermano de la protagonista es sordo en la vida real, y tal vez por eso es mucho más sobrio a la hora de interpretar a su personaje. Pero la actriz que interpreta a Paula tampoco tiene un gran carisma, solo es una excelente cantante.

Louane Emera, Karin Viard, François Damiens y Luca Gelberg hacen parte del elenco de “La familia Bélier”. (Vértigo Films)

Allí es donde CODAresuelve bien la situación. Aunque no hay obligación alguna de contratar actores sordos para interpretar a sordos, en este caso el resultado es tan superior que deja en claro que se han contratado buenos actores que además son sordos. Son graciosos, emotivos y su lenguaje de señas transmite una emoción diferente. En La familia Bélier la cosa funciona mucho mejor con las escenas que incluyen al profesor de música, justo lo contrario a lo que ocurre en CODA.

No significa que los actores de La familia Bélier sean malos, de hecho cuando no usan el lenguaje de señas son capaces de emocionar de forma genuina. La película encuentra finalmente su corazón y es por eso que tuvo tanto éxito. Una canción de Michel Sardou, que tiene algunas alteraciones en la letra, es el gran momento de la película. Como en CODA, es necesario que el espectador tenga unos pañuelos a mano. En eso ambas películas se parecen mucho.

Leave a Reply

Your email address will not be published.